• Mes de mayo

    Mes de mayo

  • 1

Día 30

Del himno “Akáthistos” a la Madre de Dios:


"Salve, regazo de nupcias divinas;
Salve, unión de los fieles con Cristo.
Salve, de vírgenes Madre y Maestra;
Salve, al Esposo conduces las almas.
Salve, ¡Virgen y Esposa!".


De los santos:


 "Consolaos ya, pusilánimes; respirad y alentaos, desdichados pecadores; porque esta Virgen purísima es Madre de Jesús, abogada del género humano" (Sto. Tomás de Villanueva).

Para meditar:


La pusilanimidad es falta de ánimo o valor para hacer frente a grandes empresas. Ser santos es una empresa grande. Si acudimos a María, ella nos alcanzará las gracias y favores necesarios para cumplir el mandato del Señor: "Sed santos". El demonio tienta al alma pusilánime con el desaliento para que no siga adelante en el camino de la santidad. Considera cuántas veces te ha intentado convencer de que no puedes ser santo. No es verdad, Dios no nos pediría algo que no podamos hacer con su gracia y ayuda. El problema es que muchas veces no contamos con Él y con la Virgen, sino que nos apoyamos solo en nosotros mismos, que, sin su ayuda, no podemos nada.


Propósito:


Reza durante el día la Salve 7 veces, pidiendo a la Virgen que te conceda la gracia que más necesites).

Usamos cookies en nuestro sitio web. Algunas de ellas son esenciales para el funcionamiento del sitio, mientras que otras nos ayudan a mejorar el sitio web y también la experiencia del usuario (cookies de rastreo). Puedes decidir por ti mismo si quieres permitir el uso de las cookies. Ten en cuenta que si las rechazas, puede que no puedas usar todas las funcionalidades del sitio web.